Vence a Tu Peor Enemigo


El cuerpo tiene la capacidad de hacer millones de cosas; tu voluntad, tu esfuerzo, tu fuerza y talento aumenta con todo lo que haces. Eres completamente capaz de hacer lo que sea que te propones pero solo hay una cosa a la que te debes enfrentar: tus miedos.


Miedo:

Es la alteración del ánimo que produce angustia ante una circunstancia de peligro. En su esencia, el miedo es un mecanismo de defensa diseñado para sobrevivir las circunstancias peligrosas. Nos pone en alerta, nuestro ritmo cardíaco se eleva, dando adrenalina a todo el cuerpo y fuerza a nuestros músculos para poder sobrevivir.

Fight, Flight, Freeze : Lucha, Huida o Parálisis.

Estas son las tres reacciones fisiológicas ante las situaciones de estrés agudo o peligro. Estos instintos son reflejos que representan como nuestros antepasados respondían ante situaciones de peligros. Para un humano moderno, hoy en día estos instintos se les definen como respuestas ante situaciones de estrés.

Lucha:

Este es un mecanismo de defensa primario, la resistencia directa, la fuerza con la fuerza. Existen situaciones en las cuales luchando puede ser la única opción. La mente se simplifica para ponerse en el modo de ataque y activa todas las funciones del cuerpo para darte la fuerza para pelear. El cuerpo suelta mucha adrenalina y todo el poder que viene inmediatamente a nuestras manos, no siempre está en control. El problema con este modo es que cuando está prendido - es muy difícil apagarlo. La lucha puede ser literal o la resistencia metafórica contra la dirección en que van las cosas.


Huir:

La huida ha salvado a las criaturas desde hace muchos millones de años. En la naturaleza podemos ver cuando a la presa de una depredador huyendo de ser comido. Cuando no hay manera de resistir la oposición o de salir victoriosos debemos retirarnos. El problema con la huida, es que las personas entran en pánico o siguen huyendo de las situaciones hasta cuando ya no hay más peligro. Escogiendo huir de la causa de nuestro miedo hará que no llegues a ningún lugar ni resolverá nada - solamente a un ciclo vicioso de huir, caer y volver a huir.


Parálisis:

La parálisis es el estado más peligroso de los tres, nos deja incapaces de actuar cuando la acción es necesaria. Los mamíferos suelen mantenerse quietos y esperar a que el peligro pase. Esta no es una selección que hacemos, pero un hábito de nuestras mentes. Las personas se congelan y ante situaciones de estrés se quedan quietos, callados o simplemente sin ninguna reacción. Parálisis significa prácticamente rendirse que hace este estado de conciencia llevar al peor resultado posible.


Cuando tenemos miedo, nuestro cerebro viejo, también llamado cerebro reptil, toma control y hace las cosas que salvaron a nuestras especies en un pasado muy lejano. Cuando dejamos nuestro miedo ganar literalmente perdemos la posición de ser las criaturas más inteligentes del planeta.

Debemos tener la habilidad de manipular nuestras respuestas emocionales para que nos de el control total de la vida.


Si siempre tenemos miedo, no viviremos lo que podríamos vivir. Cuando te enfrentas a tus miedos, estás completamente solo y todo depende de tu valentía y tu confianza en ti mismo.

Como siempre, te deseamos lo mejor.

Y recuerda que,

el mejor guerrero, es el guerrero educado.


SÍGUENOS

  • White YouTube Icon
  • White Facebook Icon
  • White Instagram Icon

©2017 All Rights Reserved